OPINION, Uncategorized

Apps para copywriters


En estos tiempos que corren tan alienantes en ocasiones para los que nos ganamos la vida con la creatividad, no deja de ser estimulante que haya inicativas que nos inviten a remezclar las palabras y las ideas y nos sirvan de entrenamiento para, quizás, mantener despierta la mente. Puede que hoy no esté mucho el horno para juegos de palabras, malentendidos bienintencionados y riesgos calculados en tus campañas. Pero por lo que pueda pasar, más vale que nos dediquemos a mantener las neuronas en estado de semireposo.

Si seguís mi blog desde hace algún tiempo o mi cuenta de instagram, sabréis ya de mi afición por fotografíar la señalética del transporte público madrileño buscándole un segundo significado (quizá oculto) En mi post Divertimento Creativo, podéis ver algunos de los ejemplos. Por eso, esta propuesta de App “Genius Meme Generetor”, lanzada por Cambridge en Facebook, me parece, como mínimo una invitación al jugueteo creativo y a volvera a retorcer imágenes y palabras. Algo que siempre se ha hecho en la publicidad off (especialmente en la gráfica) y que yo al menos, en ocasiones, echo de menos en la publicidad digital.

Yo ya me he currado un par de pelis (podrían ser mejores la verdad) si os animáis creo que no os lo he puesto muy complicado.

Así que, como diría el ínclito Joaquín Prat “Aaaaaaaaaaaa jugaaaaaaaar!

Genius Meme App

Reservado a magos novatos

Reservado a Magos Novatos #otraseñales

tumblr_mdd7e2Kubx1r2ee5wo1_500

Kate Haring asomándose #otrasseñales

Anuncios
Estándar
OPINION

Las grandes ideas no son patrimonio de las grandes agencias


Espíritu creativo mexicano... desde pequeñitos

Supongo que ahora que estoy montando mi propia agencia pequeña lo creo más que nunca, pero lo cierto es que siempre he pensado que las grandes ideas están al alcance de todos. Precisamente eso, es lo que las hace GRANDES.

De todas formas, supongo que todos conocemos unos cuantos casos o momentos que podrían sostener este argumento. Desde leyendas del sector como que “El hoy me siento flex” surgió de forma espontánea en un Focus Group y fue directamente verbalizado por un cliente de la marca, hasta casos de campañones que han visto la luz, siendo paridas por el último mono de la agencia; también conocido como Trainee.

De esas, prefiero no hablar demasiado porque al final todo se sabe, pero seguro que todos los que llevamos un tiempito en el sarao de la publicidad en este país conocemos más de una.

Lo más difícil no es tener una gran idea. Lo más difícil es saber verla.

No todo es tener grandes ideas, también tiene mucho mérito saber verlas. Lo que sucede es que este feeling que te permite identificar una buen concepto normalmente se adquiere cuando ya has visto, palpado y admirado grandes ideas que en su mayoría no has tenido tú. Yo por eso, cada vez le otorgo el mérito que se merece al mecenas/descubridor de la idea, no solo a su autor/creador.

Así que, sin preocuparse tanto de quién la crea, quién la saber ver y quién vende la creatividad (que también es fundamental) lo importante es creer, alimentar y defender las grandes ideas para que todos podamos disfrutarlas en la calle, en nuestro buzón o en la pantalla de turno.

A nosotros en @muttante_es, más que una pequeña agencia, nos gusta definir nuestro proyecto como algo-parecido-a-una-agencia. Y si a algo le vamos a dedicar tiempo a partir de ahora, es a eso: a las pequeñas ideas que se acaban haciendo bien grandes.

Esperamos crecer. Como ellas :)

Estándar
Opinion

5 Trucos para combartir el bloqueo creativo.


Salidas creativas para los bloqueos de ideas

Salidas creativas para los bloqueos de ideas

Supongo que a todos nos ha pasado.

Al menos, tal y como lo vivo yo, el tema de la frescura de ideas o la agilidad creativa es algo así como el estado de forma físico. Hay temporadas en las que tienes un facilidad a veces pasmosa para tirar ideas, sacar puntas o si me permitís el símil baloncestístico ver la canasta como una plaza de toros.

Sin embargo, hay otras temporadas (días, semanas, que sean semanas como mucho por favor…) en las que te sucede todo lo contrario. Hasta el mensaje más básico para el más facilón banner gif se convierte en una odisea.

Son esos momentos en los que decides bajar al trastero y recuperar los viejos cuadernos de tu primera agencia. O releer The Copy Book por vigesimo tercera vez. O preguntarle a tu hija si se le ocurre algo.

Para esos momentos yo tengo algunos trucos que igual a vosotros también os funcionan:

1.- Autoengáñate pensando que esa campaña o pieza creativa no es tan importante.

Os aseguro que yo lo hago. Parte de mi capacidad creativa (suponiendo que lo tenga) tiene que ver con esa pequeña obsesión por hacer que cada pequeña parte de una pieza o campaña alcance su máxima expresión creativa. Vale, es mi pequeña enfermedad. Pero gracias a ella he conseguido alguno que otro éxito en mi trayectoria. Por eso, lo primero que yo necesito hacer cuando me bloqueo creativamente, es relativizar la importancia de ese proyecto. ¿Por qué? Porque si no te relajas va a ser muy complicado que desatasques tu máquina de disparar ideas.

2.- Sal de la rutina.

Lamenteablemente, y creo que esto ya lo he comentado alguna vez, los creativos pasamos demasiado tiempo delante de un ordenador en una mesa de oficina. Si no recibes inputs externos, difícilmente vas a ser capaz de generar outputs creativos que solucionen el problema o necesidad de la marca para la que estas trabajando. Así que, como diría aquel: si quieres desbloquearte, apaga y vámonos. Internet mola pero a mi te aseguro que me inspira mucho más sentarme en un banco de El Retiro y observar a la gente.

3.- Vuelve a los básicos (keep it simple)

En ocasiones, a la hora de hacer brainstorming nos inundamos la cabeza con un montón de cifras, variables, elementos del proyecto, de la marca o de la competencia que pueden llegar a saturarnos. Al menos a mí, que tengo tendecia a recabar toda la información que exista sobre un tema, me pasa. En esos momentos, debes ser capaz de simplificar todo el briefing en un par de preguntas. ¿Qué quiero conseguir de esa persona que va a recibir mi mensaje? ¿Y qué le voy a ofrecer/decir para conseguirlo? Si tienes esas 2 preguntas claras y eres capaz de encontrarles una buena respuesta, lo tienes hecho.

4.- Deja de buscar.

Buscar soluciones creativas a problemas es como buscar objetos perdidos. Puedes pasarte horas tratando de recordar dónde has podido dejar las llaves del coche o dónde guardaste aquel papel del médico. La mayoría de las veces será da igual las vueltas que le des. Porque la imagen llegará a tu cabeza como en un shock cuando ya, casi por desesperación, has dejado de pensar en ello.

Con las ideas creativas pasa igual. Puedes pasar horas amasando un briefing sin sacar nada que puedas denominar idea. Y cuando, después de todas esas horas, ßconducir, prepararse un café o salir a correr es cuando todo ese trabajo de procesamiento mental da sus frutos. A mí lo de conducir es lo que mejor me funciona, es poner el piloto automático de vuelta a casa después de un día larguísimo en la agencia y las ideas llegan solas.

5.- Confía en tu talento.

He dejado al final el truco más importante de todos.

Porque al final, esto de ganarse la vida con tus ideas tiene mucho que ver con la confianza en ti mismo. Si no terminas de fiarte mucho de tu talento puedes hacer como yo, que me considero más un obsesivo bregador de las ideas que un gran creativo. Es la obsesión por conseguir una idea mejor, la convicción de que ahí, en una de esas palabras que has escrito, hay un concepto aún más potente. La insatisfacción con lo que ya has conseguido.

Se trata de eso. Precisamente eso, es lo que finalmente hace que no falles. Y puede que incluso esa pequeña dosis de miedo al fracaso y vértigo que experimentas cada vez que te enfrentas a un briefing, sea lo que sirva de estimulante para hacerte mejor creativo.

No me puedo quitar de la cabeza aquella forma tan peculiar que tenía Marcelo Montes de hablarnos de ese vertigo creativo. Nos decía “Cada vez que me enfrento a un briefing pienso, esta va ser…. esta va a ser la vez en la que se den cuenta de que en realidad soy un farsante. Esta va a ser la vez en que no sa capaz de tener una idea decente

Difícil explicar mejor esa sensación que experimentas cada vez que suena tu teléfono o te llega un mail cuyo asunto es “Te tengo que pasar un nuevo brieifing”

Estándar
OPINION

Out the Studio se va de viajestorming


Hace unos días escuchando a @carmouna en el programa #hoyempiezatodo de Radio3 conocí la historia de un par de creativos, Julia y Miguel, que han decidido dejar su trabajo en agencia por una temporadita y recorrer el mundo bajo el nombre de Out the Studio intercambiando sus ideas, diseños y nou jau por los servicios básicos necesarios para sobrevivir durante su viaje: alojamiento, alimentación y poco más.

A esto le llamo yo ser creativo.

En serio.

Honestamente creo que pasar entre 8 y 14 horas al día en una oficina es algo que nos aleja bastante de las buenas ideas, porque nos aleja de todas esas experiencias con las que un creativo DEBE estar en contacto para ser capaz de generar ideas de esas que emocionan, conmueven y consiguen que las cosas pasen.

Pero volvamos a @OutTheStudio que es el nombre con el que Julia y Miguel han bautizado su proyecto. No es la primera vez que hacen algo así. Es gente a la que le gusta viajar (un  espíritu casi imprescindible para ser creativo) y en los últimos años ya habían viajado en esta plan trueque y disfrutado de destinos tan sugerentes como Tailandia, Turquía o la India. Y en esta Route 2012/2013 van a recorrer, empezando por Cuba, destinos como Perú, Argentina, Indonesia o Japón; entre muchos otros.

Muy buen plan, me atrevo a decir. Y lo bueno es que parte del viaje creativo ya lo tienen hecho porque ya han conseguido una semana de alojamiento en París a cambio de un logotipo o 5 noches de alojamiento en cuba a cambio de unas ilustraciones.

Evidentemente, no son los primeros que hacen algo así. Tenemos un oficio que quema lo suyo. Así que supongo que todos habremos oído historias o conocemos casos gente que en un momento dado decide mandarlo todo a la mierda y coger un par de años sabáticos para irse a diseñar camisetas al sudeste asiático, para rodar un documental con el dinero de una indemnización o escribir un libro poniendo a parir la vida de agencia.

Pero, lo cierto, es que yo creo que con el desgaste emocional que sufrimos (ponemos una parte de nosotros en cada campaña, cada titular, cada diseño, cada coma) es prácticamente imprescindible hacer un break cada cierto tiempo para recargar las pilas, rellenar el vacío que a veces encontramos cuando buceamos en nuestras neuronas y volvernos a enamorar de nuestra profesión.

De hecho, toda esta idea de la creatividad está en el viaje, me recuerda a un spot “Musa” de Remo que estaba dentro de aquel mítico concepto para Mitsubishi “Donde llega un Montero no llega nadie”

Hablando de creativos-viajeros,  yo tengo el caso muy cercano de @serviajera_mv y el blog Ser Viajera creado por María Varela.

María era una copywriter que empezó tarde en esto de la publicidad y que, por encima de todas las cosas, deseaba viajar y escribir; para mí la esencia de VIVIR. Tras una temporada en la que compartí con ella techo creativo y mucho más, tuve la suerte de verla partir como bloguera-viajera y recorrer el mundo a solas con sus palabras y una mochila para recordarnos a todos los creativos lo grande y hermoso que es este planeta. Y de paso darnos una envidia (creo que sana ) de esa que se te escapa por los poros de la piel.

Con todo esto. Estoy convencido de que Out The Studio, además de una vuelta al mundo, van a conseguir refrescar sus neuronas con esto que yo he venido en llamar Viajestorming que para mí puede ser una versión mejorada del brainstorming.

Porque al esquema habitual de las sesiones de tormentas ideas añade:

–       Nuevos inputs basados en experiencias personales intensas

–       Nuevos invitados a la sesión creativa que pueden contaminar positivamente tus ideas  (esas personas que están totalmente ajenas a ti y pueden aportar   visiones totalmente distinta a tus proyectos)

–       Nuevos e inspiradores paisajes para tus brainstormings

–       La pasión del viajero frente al turista creativo

Para mí, ingredientes más que suficientes para mejorar la fórmula que repetimos bajo la luz de un fluorescente varias veces a la semana.

Yo aprendí la creatividad de gente como Marcelo Montes en aquella gran escuela de creativos que fue The School Agency. Y una de las primeras cosas que me quedaron grabadas fueron esas órdenes de Marcelo con aquel acento argentino en la que nos espetaba: Id al cine, id al teatro, escuchad música en directo, leed cualquier cosa que caiga en vuestras manos, visitad todas las exposiciones de fotografía y museos que podáis, viajad en metro y observad a la gente. Viajad.

Unas recomendaciones que 15 años después sigo intentando cumplir, y que creo que cualquier creativo debería seguir obligándose a cumplir cada día de su vid.

Porque la inspiración es eso que está al otro lado del espejo. Al otro lado de la puerta de la agencia. Algo que creo que tienen muy claro Out of the Studio. Su viaje empieza el próximo 5 de julio. No dejéis de seguirlo a través de su blog, su Twitter, su página de Facebook o su canal de Youtube.

Os aseguro que yo no voy a dejar de hacerlo :)

Estándar